Pedro Abraham Valdelomar Pinto (Ica, 27 de abrilde 1888-Ayacucho, 3 de noviembre de 1919) fue un narrador, poeta, periodista, ensayista y dramaturgo peruano. Es considerado uno de los principales cuentistas del Perú, junto con Julio Ramón Ribeyro.Abraham Valdelomar fue un escritor completo pues «abarcó prácticamente todos los géneros literarios conocidos».[cita requerida] Sin embargo, lo mejor de su creación ficticia se concentra en el campo de la narrativa cuentística. Sus cuentos se publicaron en revistas y periódicos de la época, y él mismo los organizó en dos libros: El caballero Carmelo (Lima, 1918) y Los hijos del Sol (póstumo, Lima,1921). En ellos se encuentran los primeros testimonios del cuento neocriollo peruano, de rasgos postmodernistas, que marcaron el punto de partida de la narrativa moderna del Perú. En el cuento El caballero Carmelo, que da nombre a su primer libro de cuentos, se utiliza un vocabulario arcaico y una retórica propia de las novelas de caballerías para narrar la triste historia de un gallo de pelea, relato nostálgico ambientado en Pisco, durante la infancia del autor. En Los hijos del Sol, busca su inspiración en el pasado histórico del Perú, remontándose a la época de los incas. Su poesía también es notable por su evolución singular del modernismo al postmodernismo, teniendo incluso atisbos geniales de vanguardismo. Aquella es de una sensibilidad lírica extraordinaria que tiene como máxima expresión la de ser un vuelco hacia su interioridad. Pero esta interioridad debe entenderse como una expresión directa e íntima (por tanto, creativa) de la realidad. Esta poesía tiene como ejemplos fulgurantes a Tristitiay El hermano ausente en la cena de Pascua, los cuales presentan a su autor como un poeta dulce, tierno y profundo, saturado de paisaje, de hogar y de tristeza. Es imposible no relacionar su poesía con la de su compatriota César Vallejo, sobre todo con el primer poemario de éste, Los Heraldos Negros, y en especial la sección \"Las canciones del hogar\", en que el tema familiar, asumido con amorosa filiación a la vez de hijo y hermano, emparentan estrechamente sus poéticas. De hecho Vallejo admiraba vivamente a Valdelomar, que era mayor que él, al punto de que lo entrevistó cuando llegó a Lima e incluso le pidió que prologara Los Heraldos Negros, lo que nunca llegó a concretarse.

Valdelomar, Abraham (1886-1919)

Año de nacimiento: 1886

Año de fallecimiento: 1919

Enlaces relacionados: http://es.wikipedia.org/wiki/Abraham_Valdelomar

Enlaces relacionados

http://es.wikipedia.org/wiki/Abraham_Valdelomar

Sudoc http://www.idref.fr/028353587
ISNI http://isni-url.oclc.nl/isni/0000000114535290
Biblioteca del Congreso de los EEUU http://id.loc.gov/authorities/names/n80156045
VIAF http://viaf.org/viaf/100906645
Biblioteca Nacional Francesa http://data.bnf.fr/12020637
DBpedia http://dbpedia.org/resource/Abraham_Valdelomar
Biblioteca Nacional Alemana http://d-nb.info/gnd/118625845
Biblioteca Nacional Alemana http://d-nb.info/gnd/177820012
Otros nombres utilizados Lemos,
Fuente consultada

Dic. de literatura española e hispanoamericana, 1993

La ciudad de los tísicos, 1987

Información encontrada

(Valdelomar, Abraham; n. Ica, Perú, 1886-Ayacucho, Perú, 1919; utilizó el seud. de "El Conde de Lemos")

p. 4 de la cub. (Abraham Valdelomar (1888-1919), peruano)